Honrada la restauración del Capitolio Nacional

El Premio Nacional de Restauración 2021 lo mereció el Capitolio Nacional una obra con excelente intervención, gestión brillante, abarcadora y continua desarrollada por la visión, ejemplo y maestría del doctor Eusebio Leal Spengler.

Foto de Internet

En la gala donde se develaron los premios se reconoció especialmente al Historiador  de La Habana por rescatar una obra excepcional del patrimonio cubano que hoy es sede de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

La directora adjunta de la Oficina del Historiador de esta Ciudad Maravilla, Perla Rosales, recibió el premio y lo compartió con la proyectista general, inversionistas principales y ejecutor principal de la monumental obra; los ingenieros Marisol Marrero, Mariela Mulet e Ismael Vázquez y Conrado Hechavarría, respectivamente.

El multidisciplinario equipo que renovó el Capitolio Nacional alcanzó además el Premio Especial de Restauración que dispensa la Unión Nacional de Arquitectos e Ingenieros de la Construcción de Cuba, UNAICC, y fue distinguido por la Unión Nacional de Historiadores de Cuba, UNHC.

El Capitolio Nacional es una joya de la arquitectura neoclásica y moderna, inaugurada el 20 de mayo de 1929 bajo el gobierno dictador de Gerardo Machado y restaurada íntegramente por la Oficina del Historiador de La Habana para celebrar los cinco siglos de historia en la otrora villa de San Cristóbal.

Es significativo en el edificio el salón de los pasos perdidos que tiene 120 metros de largo y al centro, debajo de la cúpula se ubican el diamante que marca el km cero de la carretera central y la monumental Estatua de la República, obra del escultor italiano Angelo Zanelli, con 14.60 metros de altura y 49 toneladas de peso y es la tercera estatua bajo techo más alta del mundo y en la restauración fue recubierta con láminas de otro al igual que la cúpula del Capitolio.

Foto de Internet

Lugar solemne ahora en el Capitolio Nacional es la Tumba al Mambí desconocido que representa el fundamento de los esfuerzos por crear una nación libre y soberana y rinde honor a quienes cayeron en las primeras luchas independentista.  La Tumba al Mambí desconocido está ubicada bajo la rotonda central del Capitolio y es una obra arquitectónica nueva que retoma un proyecto original no concretado cuando se inauguró el imponente edificio.

En la categoría de Conservación el Premio Nacional recayó en la vivienda de Georgina Francisca Suárez Álvarez, provincia de Cienfuegos, exponente de la arquitectura vernácula de madera, ejemplo de autenticidad y de custodia de todos los atributos materiales e inmateriales que sustentan los valores de la cultura campesina.

Ese inmueble, ubicado en la zona montañosa de Guamuhaya, logró también el premio del Comité Nacional Cubano del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios, Icomos, así como el reconocimiento de la Cátedra Gonzalo Cárdenas de Arquitectura Vernácula.

Los Premios Nacionales en Conservación y Restauración de Monumentos 2021 se conocieron en una gala virtual celebrada en el Capitolio Nacional y trasmitida a través de las redes sociales del Consejo Nacional de Patrimonio, los perfiles de la Oficina del Historiador de ciudad de La Habana, Habana Radio, el Gobierno de La Habana, la Televisión Cubana y Streaming Cuba, que enlaza a unas 130 páginas del Ministerio de Cultura.

Con la premisa de estimular la protección y el rescate de las obras monumentales con carácter nacional y local, así como del patrimonio edificado, histórico y natural de Cuba se instituyó el 18 de abril de 2002 el Premio Nacional de Conservación y Restauración de Monumentos en el contexto de la jornada por el Día Internacional de Monumentos y Sitios.

odh

Impactos: 55

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

dieciocho + dieciseis =