Dirigir las miradas a policlínicos y áreas de salud

Foto: Ricardo Gómez

Para asestar el golpe final a la COVID-19 es imprescindible redoblar esfuerzos y exigir mayores responsabilidades de los consejos de defensa municipales, sus dirigentes, y de forma particular incrementar el trabajo en áreas de salud y policlínicos de La Habana.

Estos últimos están convocados a funcionar mejor, porque es donde mayores dificultades detectan inspecciones en la actualidad, explicaron las máximas autoridades del Consejo de Defensa Provincial (CDP) en la reunión de este lunes.

Luis Antonio Torres Iríbar, presidente del órgano, señaló enfáticamente: “Hay que volcarse hacia las áreas de salud y los policlínicos”.

En el encuentro se discutió un nuevo programa de trabajo dirigido a aplicar medidas de mayor rigor, las cuales incluyen definir con más exactitud el universo de personas a pesquisar, reforzamiento de las estructuras de dirección en la base, incrementar capacidades de aislamiento, rotar a los directivos de Salud que están al frente de esas instituciones, aumentar exigencias en áreas de Salud y distribuir materiales educativos para la prevención en la comunidad, entre otras.

Foto: Ricardo Gómez

Propusieron buscar sistemas de control para verificar cómo los casos aislados en las viviendas cumplen con el protocolo establecido y qué más se puede hacer para lograr distanciamiento en las colas.

Igualmente orientaron monitorear espacios públicos para evitar violaciones, como autos y personas en la vía pública después de las 21:00 (hora local); o la presencia en zonas de playa, lo cual está prohibido en este momento.

Especialistas insisten en que, aunque se esté vacunado contra la pandemia, se deben respetar las medidas, como el uso obligatorio del nasobuco.

Al referirse a los últimos acontecimientos de la capital, el Presidente del CDP comentó que la marcha contra el bloqueo que tuvo lugar este domingo en la mañana en el malecón habanero fue un éxito del pueblo y de los jóvenes, que de forma espontánea quisieron sumarse a la convocatoria realizada desde decenas de ciudades del mundo.

También reconoció la calidad de las viviendas entregadas a la ciudadanía en las últimas jornadas, en el lugar conocido como Bachiplán, en San Agustín, La Lisa y otros sitios de la provincia.

Sobre la situación epidemiológica informaron que luego de procesar este domingo siete mil 599 muestras, La Habana reporta 378 positivos a la pandemia, de ellos 376 autóctonos y dos importados. Todos con fuente de infección demostrada.

Foto: Ricardo Gómez

Los municipios con mayor complejidad epidemiológica son 10 de Octubre, Arroyo Naranjo, Habana del Este, Marianao y Habana Vieja.

Hay tres eventos activos. Uno de ellos en el Centro Médico Psicopedagógico 4, en el área de Salud Ana Betancourt, del municipio Playa; otro en Benjamín Moreno, área Carlos M. Portuondo, de Marianao; y el tercero en El Cano, La Lisa.

Existen mil 329 controles de foco activos en el territorio. En el día se abren 155 y se cierran 12.

Como parte de la labor preventiva, mil 397 estudiantes pesquisaron un millón 74 mil 269 muestras; de ellos 421 mil 74 vulnerables.

En tal sentido, Reinaldo García Zapata, vicepresidente del CDP, llamó a intensificar ese trabajo en los municipios con mayores complejidades epidemiológicas.

Se reportaron 29 trabajadores de Salud confirmados con la COVID-19, de ellos 26 con fuente de infección no institucional.

Permanecen ingresados tres mil 772 pacientes. En unidades de cuidados intensivos hay 54, entre los cuales 29 son considerados en estado grave y 25 críticos.

A pesar de los esfuerzos realizados, a consecuencia de la pandemia fallecieron dos personas.

Como es habitual, pasaron revista a la vitalidad de los principales servicios, entre ellos, suministro de alimentos, electricidad, agua y transporte.

En las conclusiones de la reunión, Torre Iríbar señaló que al plan aprobado para reforzar acciones en esta etapa, se debe incluir que desde inicios de la epidemia la provincia designó un funcionario para atender cada municipio; y en estos últimos, deben ubicar un directivo en las áreas de Salud y policlínicos para que vayan diariamente, discutan, analicen y eviten incumplimiento de los protocolos médicos.

amss

Impactos: 46

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

5 × cinco =