Crecen en cerca de cinco veces gastos en Cuba para la Educación y la Salud en el 2021

Foto: Cubasí

Cuba inició el 2021 con una devaluación importante de su moneda doméstica, pasando de una tasa de cambio en el sector estatal de 1×1 a 1×24; lo cual tuvo un impacto en la proyección de los gastos presupuestarios para el actual calendario, sustancialmente superior al proyectado inicialmente para el año precedente.

De 73 mil 185 millones de pesos previstos en el Presupuesto del Estado a devengar en 2020 -modificado por el impacto de la COVID-19-, la cifra asciende en el año en curso a 374 mil 846 millones de pesos.

A pesar de ello, los montos destinados a Educación y Salud mantienen similar participación en los gastos corrientes de la actividad presupuestada, es decir, en el primero de los sectores continúa representando el 24 por ciento y en el segundo, el 28.

En el pasado año los gastos previstos para Educación eran de 10 mil 979 millones de pesos y para Salud y Asistencia Social de 12 mil 740 millones, siendo ahora de 57 mil 777 millones de pesos y 67 mil 041 millones de pesos, respectivamente.

En el caso de la enseñanza para el actual calendario respalda la matrícula del curso escolar 2020-2021 y la del inicio del curso escolar 2021-2022 en todos los niveles, incluyendo las escuelas especiales; expresión de que en materia de formación, atención e inserción social ningún niño, adolescente y joven, quede excluido, según explicó Meisi Bolaños Weiss, ministra de Finanzas y Precios en el VI Período Ordinario de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

Para la enseñanza superior, como resultado de la implementación del perfeccionamiento en este nivel, se ha previsto el ingreso de 180 mil estudiantes a los estudios universitarios, cuyos gastos para su funcionamiento tienen el correspondiente respaldo.

Los fondos para la Salud Pública y la Asistencia Social corroboran “como un derecho humano inalienable en nuestro país, el acceso a los servicios de salud y que todo el pueblo cubano sin distinción, reciba una atención universal, gratuita y de calidad”, señaló Bolaños Weiss.

Los recursos financieros que se destinan a este sector garantizan:

– 174 millones 200 mil consultas médicas

– respaldan en el nivel secundario y terciario aproximadamente 12 millones 900 mil consultas en centros hospitalarios e institutos

– respaldan 91 millones 500 mil de consultas en la atención primaria de salud

– los gastos que dan cobertura a un millón 450 mil ingresos hospitalarios

El proceso de ordenamiento monetario que comenzó el 1ro. de enero último busca, entre otros aspectos, la eliminación de subsidios excesivos y gratuidades indebidas; no obstante, respeta el carácter humanista de la Revolución y defiende los principales programas sociales.

Aunque muchos de los servicios y productos en sentido general incrementaron su valor debido a la devaluación del peso cubano, el aumento de los fondos para mantener las prestaciones de Salud y Educación (ambos gratuitas) es una muestra de ello.

Un ejemplo del respeto a este principio es que las tarifas por el servicio de círculos infantiles y seminternados no sufren modificaciones con el actual proceso; se mantiene el mismo monto que hasta la fecha realizaba la familia por el primero de estos servicios (como máximo 40 pesos), y para el seminternado siete pesos.

Las madres con dos o más hijos también mantienen el pago bonificado, aun cuando se llevó a cabo una reforma nacional de los ingresos que fija el salario mínimo en el país en dos mil 100 pesos.

amss/Tomado de ACN

Impactos: 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

catorce + 14 =