Ofrece hoy Frank Fernández concierto en Alemania

El pianista y compositor cubano Frank Fernández preparó desde este jueves un concierto en una sala especialmente habilitada para la producción musical en la antigua iglesia Allerheiligen-Hofkirche, en Munich, Alemania.

Según compartió el artista cubano, autoridades del país europeo le formularon la invitación de tocar este viernes en ese templo ubicado al centro de Munich; y con una gran historia, pues fue construido entre 1826 y 1837, pero casi quedó en ruinas durante la Segunda Guerra Mundial.

Las huellas de las bombas de la contienda bélica duraron décadas allí hasta que se le restauró y destinó para acoger conciertos y eventos.

Aunque Fernández no adelantó detalles del programa, casi seguro, como en la mayoría de sus concierto, comenzará con el célebre Ave María, de Franz Schubert; porque es una obra que le da tranquilidad y cree que prepara al público para algo extraordinario.

Según explicó en una ocasión, se trata de una versión instrumental de él porque el compositor austriaco escribió la pieza originalmente para voz y piano.

Estudié un gran arreglo de Frank Lizt, pero me pareció demasiado virtuoso, demasiado brillante; “y yo decidí en toda la primera parte transcribir lo escrito por Schubert: la mano derecha fundamentalmente hace lo que haría la cantante, la izquierda acompaña”, precisó.

“Mientras transcurre la pieza le voy incorporando elementos pianísticos, pero sin que desaparezca la armonía ni la melodía original de Schubert; intento hacer una versión sin caer en una autobiografía; y trato de mantener el mundo espiritual, recogido, intimista y apasionado de la obra”, detalló.

Fernández está considerado el padre de la escuela pianística cubana; pues sus discípulos, sin asistir a conservatorios extranjeros, han conquistado 27 premios internacionales.

Críticos de varios continentes elogian el virtuosismo del pianista graduado con título de oro en el Conservatorio Chaikovski de Moscú.

Hasta el momento, es el único cubano que ostenta la Medalla Pushkin; otorgada directamente por el presidente de Rusia, Vladímir Putin.

Para algunos “es un ser tocado por la divinidad”; otros resaltan su potencia en el piano y la mayoría coincide en catalogarlo como uno de los magistrales intérpretes de los momentos más sublimes de la música universal y, por tanto, uno de los pianistas más grandes del mundo.

Con más de 200 premios en el currículum, Fernández tiene ganado prestigio de músico versátil; pues sus propias composiciones sobrepasan las 650 en diferentes formatos: ballets, coros, bandas sonoras para cine, radio, televisión y arreglos para agrupaciones de música popular.

Tomado de Prensa Latina

Impactos: 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

diecisiete − catorce =