Vivir del cuento, de estreno

Antes de finalizar el año Vivir del Cuento estrena este viernes el programa El barrio, la fiesta y el hombre nuevo, de un paquete de seis que ya están grabados y listos para transmitir.

Strike cantadoEn el banco de la pacienciaSe divisa la divisaEl chivo de Ambrosio y Qué más puede pasar, son los títulos de las otras cinco entregas del programa más popular de la Televisión Cubana.

Merecedor del gran premio Caracol, en el certamen celebrado por la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) en noviembre, Vivir del Cuento es producido actualmente por RTV Comercial, empresa de la Televisión Cubana.

El cambio de formas de producción, que debe traer aparejado un mejor empaque para el espacio, es la causa por la que no se habían estrenado nuevos programas y habíamos disfrutado de una selección de algunos transmitidos en distintos momentos. En enero continuará la grabación de otras seis propuestas.

Luis Silva, ese Pánfilo nuestro de cada lunes, un tiempo atrás me dijo “Vivir del Cuento ha sido el terreno que le ha propiciado un gran desarrollo a este personaje. Del 2008 hasta hoy, ya son cinco años. Durante ese período Pánfilo se ha enriquecido (no financieramente). Las propias situaciones del programa, sus guiones, los enredos en los que se meten los personajes, han fortalecido a Pánfilo. Han surgido historias vividas, que aunque no se cuenten al espectador, Pánfilo las lleva dentro y le brindan una psicología al personaje que lo hace tan real como indestructible a la hora de reaccionar o de improvisar en cualquier escena”.

A su vez, Ignacio Hernández, Nachi, director, comentó acerca de los diez años de popularidad que “ha sido una gratísima sorpresa, eso sí, lograda con mucho esfuerzo, por parte mía y de mi colectivo de trabajo. Es el resultado de asumir retos y riesgos; no se trata de hacer un capítulo que cuente una buena historia y que haga reír, sino de mantener de manera estable los parámetros de calidad que te garantizan la fidelidad de los públicos. Los programas que se transmiten en horario estelar y por un canal nacional están sometidos a exigencias mayores, los públicos actuales son espectadores críticos; y si no logras atrapar su atención, buscan alternativas audiovisuales que están disponibles más allá de la oferta institucional. La estrategia de Vivir del Cuento es la cercanía con sus públicos, es contar la historia de tu gente, de tu barrio, de tu país, desde los códigos propios de la comicidad”.

Paquita Armas Fonseca/Tomado de Cubadebate

Impactos: 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

siete − 4 =