El otrora palacio del Marqués de Arcos

Se funda 15 de agosto de 1884, con el objetivo de propiciar el cultivo de las letras, el arte y la cultura en el archipiélago

El otrora palacio del Marqués de Arcos, sede del Liceo Artístico y Literario de La Habana hacia 1844, acogió a lo más selecto de las personalidades de la cultura cubana de la época.

Se funda 15 de agosto, con el objetivo de propiciar el cultivo de las letras, el arte y la cultura en el archipiélago. Por iniciativa de Ramón Pintó, junto a otros patriotas cubanos.

Muy próximo a la Plaza de Armas, se ubicaba en el centro de la ciudad y ofrecía a los habaneros un espacio propicio para el intercambio de opiniones, escuchar conferencias y realizar actividades literarias y de las artes

Con la irrupción de la que sería la Guerra de los Diez Años, en 1868, y el incremento de la represión de las actividades políticas de oposición, el Liceo comenzó a languidecer, pues varios de los miembros de su directiva emigraron y otros se integraron al Ejército Libertador. Cerró sus puertas en abril de 1869.

Según los especialistas, la Casa del Marqués de Arcos es uno de los mejores exponentes de la arquitectura residencial en Cuba, y eso se debe a la elegante monumentalidad y su perfecta comunión con atributos que en el siglo XVIII llegaron a ser decisivos en la conformación de la vivienda cubana de las familias poderosas según  Lesbia Méndez Vargas, directiva de Patrimonio Cultural de la Oficina del Historiador

En el mural de la Calle Mercaderes, frente a la puerta principal de la Casa, aparecen reflejados pensadores, poetas, escritores, músicos, artistas, que en distintos momentos frecuentaron el centro cultural y  tuvieron relación con la identidad nacional.

Después de permanecer cerrado durante mucho tiempo, el antiguo palacio del Marqués de Arcos recibió una reparación capital con el signo de una institución moderna

 Con la apertura, se hizo además la entrega oficial de la donación del gobierno de Japón para la mejora del equipamiento audiovisual del inmueble, que propicia el empleo de las más modernas tecnologías de la comunicación y la información, capaz de complacer a los más exigentes públicos. Según nota publicada 11 de noviembre de 2016.

Como cada año, para la temporada de vacaciones, la Oficina del Historiador de La Habana convoca a las familias cubanas a participar en el programa Rutas y Andares. Dedicada al 500 aniversario de la ciudad, en esta ocasión los museos de historia abordarán temas relacionados con los monumentos la visita al lugar constituye una opción de la familia habanera y visitantes de la capital de todos los cubanos

Con información Opus Habana

melm

Impactos: 6

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

quince − 1 =