Persiste la sequía en La Habana

aguas de la habana
Empresa Aguas de La Habana.

Niveles desfavorables de las principales fuentes de abasto de la ciudad, no obstante las lluvias de enero, indican que el fenómeno climático el Niño está presente y de forma severa

 

Por Inés María Miranda     inesm@enet.cu

Las lluvias asociadas al evento el Niño durante el actual periodo seco, beneficiaron, sin dudas, el territorio habanero, digamos que posibilitaron un respiro a la tensa situación hidrológica. Sin embargo, no fueron suficientes para restablecer sus fuentes de abasto fundamentales.

En 2015 las precipitaciones estuvieron muy por debajo de la media histórica, recordó el ingeniero Antonio Castillo Pérez, subdirector de Operaciones de la empresa Aguas de La Habana.

Informó que por el contrario la Cuenca Sur se mantiene estable y con ella están supliendo déficits de la ciudad y la fuente del Gato ya recuperada, las dos cuencas fundamentales de abasto de la capital: Ariguanabo, con tendencia a crítica, y Almendares-Vento, se mantienen con niveles desfavorables, no obstante las abundantes precipitaciones del mes de enero.

Aguada para el sur habanero apenas aporta y Paso Seco, principal fuente abastecedora de Arroyo Naranjo, municipio ubicado en esa parte de la geografía urbana y con alrededor de 10 mil vecinos afectados, presenta también una situación desfavorable al igual que Cuatro Caminos que suministra al este de la capital con mayor incidencia en los repartos Guiteras y Cojimar.

Las medidas tomadas y las obras emergentes de enfrentamiento a la sequia, más las inversiones en la rehabilitación hidráulica han posibilitado disminuir las afectaciones a la población y la economía.

Como es el caso, por ejemplo, de la localidad de Boyeros, también en el Sur, que llegó a tener más de 45 mil de sus habitantes en plan pipa (carros cisterna) y gracias a inversiones en conductoras realizadas en 2015, dicha cifra se redujo en 30 mil menos aproximadamente, por lo que ahora, subrayó Castillo, ese territorio tiene solo entre 15 mil y 20 mil pobladores afectados.

El municipio más crítico en el centro de la ciudad, es la Habana Vieja con una población de poco más de nueve mil habitantes que no reciben el agua por redes.

En sentido general, precisó el directivo de Aguas de La Habana, los más afectados actualmente y con más servicio de pipas son las poblaciones de Boyeros, Arroyo Naranjo, y de la parte vieja de la ciudad.

Impactos: 1

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

ocho + siete =